Tatis/Soto/Acuña: Un trío inigualable en G.L.

0
129
Fernando Tatis Jr, Juan Soto y Ronald Acuña
Fernando Tatis Jr, Juan Soto y Ronald Acuña

Cuando hablamos del venezolano Ronald Acuña Jr y los dominicanos Juan José Soto y Fernando Tatis Jr. no tiene sentido ponerse a decidir quién es mejor. Pueden ordenarlos como quieran. No tiene importancia. Quizás no hay forma correcta de hacerlo.

Lo que sí tiene importancia es que están los tres aquí, juntos, deleitándonos al mismo tiempo. Si no juegan en la misma ciudad – como sí lo hicieron Willie Mays, Mickey Mantle y Duke Snider en Nueva York, por ejemplo — al menos están en la misma liga y los tres nacieron con no más de 13 meses de separación.

Seguro que ya saben a dónde vamos con esto: ¿ha visto el béisbol un trío así? ¿Ha habido un trío de bateadores así de jóvenes y así de buenos al mismo tiempo? Ya podemos oír las quejas: es muy temprano para decir eso. Son muy jóvenes. Escribe esto dentro de una década. Ya escuchamos esas quejas y no les prestamos atención. No es muy pronto.

1) ¿Ha habido una temporada con tres bateadores así de buenos y así de jóvenes?

No, no en más de un siglo.

Ok, probablemente tenemos que reconsiderar esto. En el 2020, cada uno de los tres fue al menos 50% mejor que el promedio de la liga, basándonos en OPS+. En otras palabras, un OPS+ de más de 150. (Soto tuvo un insólito 212, mientras que Acuña y Tatis terminaron con 155). En toda la historia de las Grandes Ligas, estas son las temporadas en las que tres jugadores de 22 años o menos optaron al título de bateo y tuvieron un OPS+ de más de 150:

2020: Acuña, Soto, Tatis

1909: Ty Cobb, Eddie Collins, Tris Speaker

Eso es todo.

Cobb, Collins y Speaker, si bien jugaban una versión de béisbol que poco se parece al juego de hoy, terminaron en el Salón de la Fama. Ha habido sólo 14 temporadas con dos bateadores jóvenes así, y esa lista está llena de miembros del Salón de la Fama (Cobb, Mantle, Eddie Mathews, Mel Ott, Jimmie Foxx), uno que llegara seguro en su momento (Mike Trout) y otro que ha debido estar allí (Dick Allen). Es una lista que, incluso tratándose de jugadores con tan poca experiencia, realmente dice mucho.

Ahora: 2020 fue una temporada abreviada. Entendemos eso. Son muestras pequeñas y abundan las casualidades, seguro que sí. Vamos a ver si lo hacen por un año entero. Entendido. Pero incluso si buscásemos sólo jugadores que hicieron 196 viajes al plato o más, como lo hicieron los tres, los resultados serían los mismos: 2020 y 1909. Eso es todo. Y no es cómo si tener un gran año es cosa para ellos, ¿verdad?

Pero quizás mirar solo a la temporada 2020, de apenas 60 juegos, es muy limitante. Qué tal:

2) ¿Ha habido otra época en la que tres bateadores fueron así de buenos al mismo tiempo tras sus campañas de 20 años?

Sólo una. Recientemente.

Realmente nos gustaría buscar el “WAR hasta los 22 años”, pero aquí es donde la temporada abreviada hace daño, porque el WAR es una estadística que va sumando, y simplemente no podemos extrapolar el WAR de 2.3 de Tatis en el 2020 y asumir que hubiese tenido una temporada con WAR de 8. Así que en vez de eso, dado que los tres debutaron a tiempo para jugar su campaña con 20 años en las Grandes Ligas, vamos a centrarnos en eso, porque es importante.

Recuerden: el solo hecho de llegar a las Mayores a los 19 años (como hizo Soto) o a los 20 (como hicieron Tatis y Acuña) es un gran indicativo de éxito futuro. Dice mucho de tus habilidades que te den una oportunidad así siendo tan joven.

Pero nuestro trío hizo más que “llegar a Grandes Ligas”. Tenían números extraordinarios cuando finalizaron sus respectivas campañas de 20 años. Recordando que en la escala de WAR, una temporada con WAR de 2 es básicamente una campaña promedio, Soto tuvo 4.6 de WAR a los 20 años, Acuña 4.2 y Tatis 4.1 en un año que vio recortado por una lesión. (Soto venía de dejar 2.9 de WAR a los 19 años, además).

Lea también: Andújar será examinado de la mano derecha

Pero nuestro trío hizo más que “llegar a Grandes Ligas”. Tenían números extraordinarios cuando finalizaron sus respectivas campañas de 20 años. Recordando que en la escala de WAR, una temporada con WAR de 2 es básicamente una campaña promedio, Soto tuvo 4.6 de WAR a los 20 años, Acuña 4.2 y Tatis 4.1 en un año que vio recortado por una lesión. (Soto venía de dejar 2.9 de WAR a los 19 años, además).

Así que nuestra pregunta realmente es esta: ¿Ha habido un momento en el que tres jugadores de posición sumaron 4 de WAR (o más) en sus carreras hasta los 20 años, sumando todo en un lapso de dos temporadas?

Primero que nada, no ha habido muchos jugadores que cumplieron con esos criterios, sólo 29 de ellos en la historia del béisbol. De los 29, una docena están en el Salón de la Fama, y 10 más – incluyendo nuestro trío—todavía no son elegibles. Insistimos: no podemos hacer suficiente énfasis en lo mucho que dice de un jugador el hecho de que haya tenido tanto éxito a tan corta edad.

Ahora, ¿cuántas veces hemos visto a tres jugadores así a la misma vez? No muchas. Pero tampoco jamás.

2018-19: Acuña, Soto, Tatis

2012-13: Mike Trout, Bryce Harper, Manny Machado

Cuando hablamos de tríos famosos, Trout, Harper y Machado es uno muy bueno. Trout nació en 1991 y debutó a los 19 años en 2011. Harper y Machado nacieron en 1992 y debutaron en el 2012. Si estuviésemos escribiendo este artículo en el 2014, la gente probablemente estaría diciendo lo mismo. Es demasiado pronto. Son muy jóvenes. Escribe esto dentro de una década. Mientras tanto, lo que ha pasado desde entonces es que Trout es quizás el mejor jugador de la historia y Machado y Harper son, en el peor de los casos, dos jugadores usualmente llamados al Juego de Estrellas con gigantescos contratos y están consistentemente entre los mejores peloteros temporada tras temporada.

Esa parece una tremenda comparación. Así que ahí lo tienen: ¿Cuánto tuvimos al mismo tiempo tres jugadores tan buenos y tan jóvenes? Sólo una vez, y no hace mucho tiempo.

3) Espera, ¿y aquellos shortstops de los 90?

Nadie puede negar que Derek Jeter, Nomar Garciaparra y Alex Rodríguez eran grandiosos. Jeter entró en su primera oportunidad al Salón de la Fama. Rodríguez será elegible por primera vez a finales de este año, y ciertamente tiene méritos, aunque las controversias que lo han rodeado harán difícil que sea exaltado. A Garciaparra lo detuvieron las lesiones, pero igual fue seis veces al Juego de Estrellas y dejó 133 de OPS+ en 14 temporadas. Si Acuña, Soto y Tatis, como grupo, tienen carreras similares, pues eso sería algo muy bueno.

Pero para todo lo famosos y buenos que eran, realmente no encajan en nuestros criterios aquí, pues Garciaparra fue a la universidad, y por lo tanto no debutó en las Grandes Ligas sino hasta los 22 años y tuvo su primera gran temporada a los 23. Jeter fue un bateador a nivel del promedio de la liga entre los 21 y los 23 años (101 de OPS+) antes de tener su primer año de superestrella a los 24 en 1998. Rodríguez explotó a los 20 años, terminando segundo en la votación del JMV de la L.A. en 1996 (que ha debido ganar, pero eso es otro tema) lo que lo convierte en un gran punto de comparación para los muchachos del momento. Pero no estamos aquí para hablar de un solo jugador.

¿Hay otros tríos de los que les gustaría hablar? Posiblemente. Ninguno, sin embargo, con la combinación de juventud, fama y habilidades.

Si lo que concluyen tras leer esta sección es si realmente estamos diciendo que Acuña, Soto y Tatis van a ser mejores que Jeter, Rodríguez y Garciaparra, ¿entonces saben qué? Sí. Sí lo estamos diciendo.

4) ¿Y qué pasa con (mi otra superestrella joven favorita)?

Esa es la cosa, realmente. Nos estamos enfocando en Los Tres Grandes porque, bueno, son Los Tres Grandes. Hemos sido testigos por años cómo el béisbol es tomado por los muchachos, con jugadores jóvenes llegando listos para producir inmediatamente. Consideren los casos del dominicano Vladimir Guerrero Jr. (22 en 2021), Bo Bichette y el cubano Luis Robert (23), Ozzie Albies, Ke’Bryan Hayes, los dominicanos Eloy Jiménez y Rafael Devers, Alec Bohm y el venezolano Gleyber Torres (todos de 24). Consideren que estelares prospectos como el dominicano Wander Franco (20 en 2021), Jarred Kelenic (21) y Adley Rutschman (23) no están muy lejos de la Gran Carpa.

Para probar el punto, vamos a regresar hasta 1947, cuando se rompió la barrera racial, y buscar la producción de jugadores de 23 años o menos temporada por temporada. (Aquí utilizamos wRC+, que es muy similar a OPS+). El mejor año fue 2015, cuando Harper tuvo su campaña de JMV y otros como Trout, Machado, Kris Bryant, Mookie Betts y Christian Yelich pusieron tremendos números. ¿Las próximas dos mejores temporadas? 2019 y 2020.

No es sólo nuestro trío, obviamente. Pero incluso con este tipo de competencia, los tres están bien por encima del resto. Así que no importa. No es muy pronto. Tenemos a tres de los más grandes bateadores jóvenes jugando al mismo tiempo, juntos, en la misma liga, formando un trío que prácticamente nunca habíamos visto.

Por Mike Petriello/MLB.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here